¿Cuánto tiempo debe durar una relación sexual?

Comúnmente se ejerce una presión sobre los hombres para que aumenten su duración en la cama, pero realmente ¿cuánto debe durar una relación sexual?

Existe una gran presión ejercida sobre los hombres en torno al tiempo que deben durar en la cama, lo que en muchos casos los ha llevado a esperar a que la mujer llegue al orgasmo para poder eyacular, por miedo a durar muy poco tiempo en el acto sexual, pero a ciencia cierta ¿cuánto tiempo debe durar una relación sexual? ¿Cuánto se podría considerar un buen tiempo y cuánto poco tiempo?

Una investigación liderada por el psicólogo Brendan Zietsch de la Universidad de Queensland (Australia) examinó a 500 parejas heterosexuales (de países de todo el mundo) y su duración en el acto sexual, con penetración, con objeto de delimitar algo tan complejo como el sexo. El trabajo se centró así en el momento de la eyaculación.

Para poder medir la duración del acto sexual, los expertos les facilitaron a las parejas un cronómetro, para que lo pusieran en marcha al principio y al final de sus encuentros sexuales, durante cuatro semanas. Concretamente, tenían que presionar la palabra “Inicio” en el momento en el que se produjera penetración y “Stop” cuando se produjera la eyaculación masculina.

Los resultados revelaron que el tiempo prome

dio de cada pareja varió desde los 33 segundos a los 44 minutos, siendo la media total de 5,4 minutos por relación sexual.

A pesar de la creencia popular de que hacen perder la erección por falta de sensibilidad y otros factores, el uso de preservativos no afectó la duración del coito en el dormitorio.

El país de origen tampoco afectó a la duración de la relación sexual,

con la salvedad de Turquía, cuya media tendía a ser significativamente más reducida que en otros países (3,7 minutos).

La edad sí afectó a la duración del coito, siendo las parejas más mayores las que menos tiempo presentaron en sus resultados.

En pocas palabras, es muy complicado determinar el “tiempo normal” de una relación sexual, y el placer no puede medirse. Sin embargo, se puede establecer una media de lo que comúnmente puede durar un encuentro sexual.